El Rottweiler

Origen: Rottweil, Alemania. En sus comienzos era el perro que usaban los carniceros para guiar a su ganado, de ahí que se lo conocía como perro carnicero de Rottweil.

Características Generales: Perro realmente compacto de altura media en sus orígenes. Cuando el animal pasa a Estados Unidos se lo empieza a criar con mayor alzada (esta costumbre es típica de los norteamericanos, siempre que reciben una raza de cualquier especie que se trate, la modifican, si el perro es mediano lo hacen grande, si es grande lo hacen pequeño, si tiene poco pelo lo hacen peludo etc. desgraciadamente nuestra cultura de mirar hacia el norte nos hace seguir a estas tendencias, aunque sean equivocadas). Su cuerpo es relativamente corto robusto y bien musculado.

Altura: Para machos entre los 60 y 68 cm. Hembras entre 55 y 65 cm.



Peso: Entre 41 y 50 kg. dependiendo del sexo.

Cabeza: Grande pero bien proporcionada, con un cráneo amplio con buen stop de perfil algo cóncavo. Mejillas anchas con labios negros y bien adheridos. Mordedura en tijera con buenas piezas dentales. Nariz ancha y negra. Ojos castaños oscuros no muy grandes y de expresión tierna. Orejas no muy grandes de forma triangular e inserción alta, bien separadas entre sí.

Cuello: La palabra justa es ancho, bien musculado sin papada y no muy largo.

Tronco: Con buena profundidad en casi todo su desarrollo lo que lo hace tener un vientre no levantado. La línea dorsal es recta con ligera inclinación hacia caudal, cada porción de la misma es corta y robusta la grupa es redondeada pero no caída. Cola recta y llevada erguida a la misma se le practica un corte en las primeras vértebras cocígeas.

Pelaje: Pelo corto y denso sin subpelo y de color negro y fuego.

Consideraciones finales: Sobre esta raza cabe la consideración que se hiciera en las consideraciones generales, no es esta raza una raza asesina (sostengo que no existen animales asesinos) si tiene fama de ser un perro muy bueno para la guardia. Si nosotros nos pasamos el día tratando de demostrar su bravura, evidentemente tendremos a un animal nervioso y agresivo (esto es algo natural). Pero si nosotros lo tratamos como a cualquier otra raza y dejamos que su instinto de guarda se desarrolle normalmente, tendremos a un animal excelente para cuidar nuestro hogar y de muy buen carácter y amabilidad. Sugiero que nos detengamos a observar la mirada de los animales de la foto.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.